Lençois Maranhenses, el único desierto del mundo que se inunda

Dentro del estado de Maranhão, al norte de Brasil, el desierto de Lençois Maranhenses conforma uno de los lugares más curiosos de Sudamérica, y posiblemente del mundo entero. Su peculiaridad se aprecia durante los meses de Junio a Septiembre, cuando el desierto se llena de lagunas de color verde azulado.

El desierto del que hablamos pertenece al Parque Nacional del mismo nombre, Lençois Maranhenses, ocupando un área cerca de los 300 km². El fenómeno natural que lo diferencia de todos los demás desiertos del mundo se origina por las fuertes y abundantes lluvias que van acumulando agua entre las dunas, dando lugar a los estanques de agua.

El registro anual de agua de lluvia en el desierto Lençóis Maranhenses es de 1,600 mm, es decir, 300 veces más comparado con el desierto cálido más grande del planeta, el Sahara. Durante el período de sequía, las lagunas se evaporan y se secan por completo. Después de la temporada de lluvias, las lagunas son el hogar de varias especies de peces, aves, cangrejos, tortugas y almejas.

La vida animal se ha adaptado sorprendentemente bien al lugar. Las lagunas acogen en las temporadas lluviosas a especies como peces, tortugas o almejas. Los problemas tendrían que llegar con los meses de sequía, sobre todo con los anfibios. Pero cuando vuelve la lluvia, la vida animal retorna a su normalidad. La hipótesis para explicar esta curiosidad es que los huevos que ponen los peces antes del escaseo de precipitaciones, permanecen intactos hasta que vuelva la lluvia.

Tagged: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *